Consejos

Signos y síntomas de los lunares de cáncer de piel

Signos y síntomas de los lunares de cáncer de piel


We are searching data for your request:

Forums and discussions:
Manuals and reference books:
Data from registers:
Wait the end of the search in all databases.
Upon completion, a link will appear to access the found materials.

El cáncer de piel en lunares se llama melanoma y es uno de los tipos (más mortales) de cáncer de piel. Los lunares normales aparecen como pequeñas manchas marrones de forma regular (generalmente redondas). Según la Sociedad Estadounidense del Cáncer, los melanocitos son células de la piel que forman lunares. Estos son los tipos de células que pueden convertirse en melanoma. Es importante conocer los signos de melanoma y ver a un médico de inmediato para su examen.

Apariencia

Cualquier cambio en la apariencia de un lunar puede ser una indicación de cáncer, según la Skin Cancer Foundation. Por ejemplo, el borde del lunar puede ser irregular, como tener bordes, o el color del lunar puede ser diferente. Varios tonos de marrón en un lunar o un color inusual pueden ocurrir en el melanoma. Los lunares que tienen una forma irregular pueden ser una señal de advertencia, ya que los lunares normales suelen ser simétricos. Simétrico significa que si dibujas una línea a través del centro del lunar, ambas mitades se ven iguales. Si tiene antecedentes familiares de melanoma, tiene un mayor riesgo de desarrollarlo.

Textura

Los cambios en la textura de un lunar pueden ser un signo de melanoma. Si el lunar se vuelve más grueso, pica, sangra, forma costras, se forma una costra o se erosiona, debe ser revisado por un dermatólogo sin demora. Según la Sociedad Estadounidense del Cáncer, cuanto antes se descubra y se trate el melanoma, mayores serán las posibilidades de que se cure. Si el melanoma ha penetrado en la epidermis, puede extenderse muy fácilmente a otras áreas de su cuerpo.

Talla

El tamaño de un lunar puede indicar la presencia de cáncer de piel, según la Skin Cancer Foundation. Un lunar de más de 1/4 de pulgada de diámetro (6 mm), o más grande que el tamaño de un borrador de lápiz, podría ser canceroso. Sin embargo, es importante tener en cuenta que el cáncer también se puede detectar cuando el lunar es más pequeño. Es importante que se familiarice con su piel y los lunares que tiene, para que se dé cuenta si hay algún cambio o lunares nuevos.